pexels fauxels 3184339 scaled

La comunicación es la herramienta esencial para hacer bien el trabajo, ya que es a través de esta donde se tiene que explicar los objetivos que tenemos como empresa y como se tienen que conseguir con la ayuda de nuestros trabajadores. 

Esta comunicación tiene que ser bidireccional, es decir, no solo la empresa tiene que comunicarse, sino que también los empleados deben de comunicarse con sus superiores para mostrar sus progresos, sus inconformidades o proponer mejoras para el negocio. 

Hay muchas maneras de comunicar, pero hoy os venimos a hablar de la comunicación efectiva. 

Por si no sabéis en qué consiste, esta comunicación es el proceso de compartir ideas, pensamientos, conocimientos e información de la forma más comprensible para que el receptor del mensaje comprenda el contenido sin dificultades. 

Por lo tanto, se tiene que tener en cuenta muchos aspectos como el canal (por donde se transmite el mensaje), el emisor, el receptor, el ambiente, etc… 

Para llevar a la práctica toda esta información, hay una serie de elementos que podéis tener en cuenta para lograr una buena comunicación efectiva. 

1. Escucha activa

Aunque parezca una tarea muy fácil, uno de los errores más comunes en comunicación es convertir un diálogo en un monólogo. 

Es esencial escuchar con atención, no solo hablar y oír, sino escuchar,  y sobre todo mostrar interés en la conversación que se está manteniendo. 

Esta es una técnica que se puede entrenar y hará que la comunicación mejore mucho. 

2.Mensaje claro y conciso

La figura del emisor es fundamental, ya que tiene que tener dotes comunicativas para transmitir correctamente la información. 

Pero para que esta persona pueda hacer correctamente su trabajo, el mensaje tiene que estar claro. La compañía tiene que fijar sus objetivos y definir de qué manera los va a transmitir a sus empleados o al público. 

Por otro lado, es recomendable usar un vocabulario de fácil comprensión, que no sea ambiguo e intentar no usar muchos tecnicismos. 

Si el mensaje no es claro y conciso, nunca llegará la información correctamente

3.Lenguaje no verbal

A la hora de comunicar debes tener en cuenta tus gestos y tus movimientos, ya que estos tienen que corresponder con el mensaje que estás explicando, y de esta manera transmitirás seguridad y coherencia. 

Algunos de los aspectos más importantes a tener en cuenta en este ámbito es la mirada, los gestos y la voz.

Es clave mirar a los ojos mientras estás manteniendo una conversación, pero esta mirada se tiene que sostener de manera natural y mostrando interés, pero nunca debes hacerlo de forma forzada y por obligación. Si evitas el contacto visual puede parecer falta de seguridad o que estás mintiendo, así que es fundamental mantener el contacto visual. 

En cuanto a la voz, tienes que tener presente que dependiendo del contexto, de la situación en la que estés, y del mensaje que estés dando, tienes que tomar un tono de voz u otro. 

4.Retroalimentación

La comunicación efectiva solo se logrará cuando sea bidireccional, y para eso, es importante mostrar interés en lo que el otro está explicando, saber escuchar, etc.

Además, tienes que respetar los turnos de palabra, y no interrumpir el discurso de la otra persona. En caso de que esto no se respete, la comunicación no fluirá, y se volverá incómoda y lenta. 

Es necesario respetar el tiempo de la otra persona y hacer nuestra aportación cuando haya terminado. Para no perder el hilo, puedes tomar algunas notas de lo que ha dicho, pero apunta palabras sueltas y claves, ya que si dedicas mucho tiempo a escribir parecerá que estés más atento a apuntar que al mensaje que te está transmitiendo. 

5.Tener empatía 

La empatía es una capacidad muy positiva para lograr una comunicación efectiva, ya que la gente agradece que te puedas poner en su sitio y entender lo que te están explicando. 

A veces esta cualidad no la tiene todo el mundo, pero se puede entrenar, y tener fácilmente. Una vez entrenada, en seguida verás una notable mejoría en las relaciones comunicativas, puesto que se creará un clima de confianza y de entendimiento, y los receptores verán al emisor como alguien cercano con quien se puede hablar. 

En esta misma línea de consejos, una técnica que está muy de moda es la técnica del sándwich, que nos ayuda a expresar una crítica o una negativa sin que sea mal recibida por la otra persona.

Sirve para preparar el terreno de manera que la persona adopte una predisposición positiva. 

¿Cómo se utiliza esta práctica? 

Es relativamente sencilla de usar si sigues el siguiente orden; primero, formula un elogio sobre la otra persona. A continuación, comunica la crítica, y por último, termina con un mensaje o una propuesta positiva.

Como vemos, esta es una técnica muy sencilla de implementar y que te dará buenos y efectivos resultados.

logo_white-min

Mindbly links/unifies technology, measurement and coaching to create inspiring and efficient leaders.

Boosted by
enisalogo

© 2022, Mindbly all rights reserved.